El síndrome del recomendado

Seguramente ustedes no lo saben pero nosotros lo médicos atendemos a una cierta población denominada “enchufados” o “recomendados”. Se trata de una población compuesta por trabajadores del propio Hospital y sus familiares casi siempre reforzada por los inevitables recomendados de Dirección. Se trata de una población heterogénea donde se dan cita politicos, cuñados, hermanos, amantes, tios y tias, primos y sobrinos  de unos y otros y que llegan a ser tan numerosos que en algunos Hospitales hay incluso especialistas dedicados en exclusiva a esta función tan castiza como atender enchufados.

Yo tambien dedico parte de mi tiempo asistencial a este menester y tengo mi experiencia en sus patologias (en mi caso psiquiátricas) y tambien ciertas hipótesis sobre las motivaciones de los enchufados a enchufarse, que es de lo que quiero hablar.

Lo que ignoraba es que existe ya cierta evidencia cientifica acerca de los enchufados y que incluso se han escrito articulos serios sobre el asunto pronosticando una serie de disfunciones y de complicaciones derivadas del propio hecho del enchufe  tal y como dice aqui en este curioso articulo.

Un enchufado puede definirse como un usuario de la sanidad publica o privada que busca sobre todo tres cosas:

1.- Un trato diferenciado como solía reivindicar Jordi Pujol.

2.- Saltarse las listas de espera y acudir a la consulta sin cita o sea como antes: a demanda.

3.-Elegir a un determinado médico en la suposición que es la mejor elección.

Y naturalmente lo que busca es lo que buscamos todos curarse en la suposición de que haya algo que curar.

A mi los que más pena me dan de esta heterogénea población de enchufados son los ex-politicos, esos que tuvieron poder y que ahora ya nadie les baila el agua y terminan deprimidos por aquello del “descenso percibido de rango social” y es que es verdad que el poder posee una cierta erótica, de chóferes, móviles que no paran de sonar, despachos llenos de jovenes señoritas en busca de empleo, favores que van y vienen y todo eso que sabemos los médicos, periodistas y abogados. Lo malo es que al final todos terminan en la consulta de uno de nosotros y todos pasan casi sin pestañear por la farmacia.

Pero yo lo que les aconsejo es que no busquen enchufes porque es malo para la salud, si atendemos al articulo que mas arriba vinculé lo cierto es que los enchufados tienen una mayor parte de posibilidades de que las cosas vayan mal, tienen mal pronóstico por asi decir. Y es que cuanto mejor queremos quedar peor para el paciente. Es algo que los médicos sabemos desde primero de medicina, es por eso que no tratamos a nuestros parientes (que siempre van mal) o a nosotros mismos porque siempre nos equivocamos de diagnóstico.

Lo mejor es ser un 12 barra, es decir un asegurado de a pie (12 barra es el número que corresponde a la provincia de Castellón antes del SIP), un usuario anónimo y pasar por todas las dificultades, lease colas, citas fallidas, preoperatorios, consultas diversas, ECGs, TACs , radiografias y análisis por más pesado que parezca pues todo eso es lo que hace que las cosas se hagan y salgan bien con tal de que usted no tenga nada que curar que es lo más frecuente aunque usted no lo crea. Pero si tiene usted algo que curar, es decir una enfermedad de verdad lo mejor es ser un 12 barra y pasar por el aro, es decir el protocolo.

En realidad los protocolos están montados para que nosotros los médicos tengamos alguna protección contra la voracidad sanitaria de los clientes de a pie, imaginese si usted tiene una apendicitis y yo le digo que tiene un catarro. Me cae el pelo, vamos. ¿Quien inventó la medicina defensiva? Ni se sabe pero seguro que usted tuvo algo que ver con esa petición de que le encuentren lo que le pasa y que además lo que le encuentren coincida con lo que usted supone. La medicina ya no es lo que era y por eso los pacientes ahora se llaman usuarios.

Y  es por eso que el enchufado está siempre mal visto pues elude los controles de la cola y al final siempre se pierde aquel análisis, sus radiografias o la historia entera, cosa que sucede en más de una ocasión. Asi:

1.-La probabilidad de que su historia se pierda es directamente proporcional al número de veces que usted acude a consulta sin cita.

2.-La probabilidad de que usted no siga las prescripciones de su médico es directamente proporcional a la facilidad de saltarse la cola.

3.-La probabilidad de que el tratamiento no resuelva nada está en relación con su conjetura inconsciente acerca de su malestar.

Es por eso que yo cuando veo a un enchufado siempre le pregunto ¿Y a usted que diagnóstico le convendria?

¿Y saben lo que me suelen decir?

“Usted sabe mas que yo”

6 comentarios en “El síndrome del recomendado

  1. SER UN 12 barra¡¡¡¡¡ Desde un punto de vista semasiológico es muy interesante. Y yo que pensaba que se nos seguía llamando pacientes, pero no, la película está más extendida de lo que parecía. ¿ Acabaremos siendo un R2D2 o un C3PO ?
    Aquí me asalta la duda, ¿cuáles son los nuevos códigos para normbrar a los usuarios de las distintas provincias de España ? porque las provincias siguen existiendo ¿no? Cómo nos llamarán a los de Madrid… pero esto es aún más interesante, si se extendiera entre el personal médico y hubiera un tipo de lenguaje parecido entre vosotros, por ejemplo ver a un médico de traumatología y decir: ese es un 20TR o uno de alergia y pensar un 15AL…así se acabarían los enchufados porque de ser el sobrino o el amigo de fulanito de tal se pasaría a ser un pariente de un TR, de un AL, de un PS ( este último tiene siempre mal pronóstico de pronunciación, ser un PS tiene una interpretación ambigua ) Esto no se lo digas a los políticos que os visitan, los pobres ya tienen suficiente con todo lo que han pasado sacrificándose por el pueblo, ahora que se curen, que se curen los PL ( políticos ), el número se le puede otorgar dependiendo de la provincia, un 10PL , un 5PL, un 14 PL …esta última sigla me recuerda a los PIL…

  2. Pues me parece que los de Madriz, sois 46 barra, eso me parece recordar de cuando yo atendia turistas. Aunque ahora el nº de la seguridad social ha sido sustituido por el omnipresente SIP.

  3. pues un tanto institucionalista este articulo, pues si dice que es padecimiento psiquiátrico lo que padecen estos “enchufados” eso habla de falta de conocimiento de la salud mental y dificultad de trato hacia estos pacientes, lo que refleja la ignorancia medica de quien los atiende por no saber que hacer.

  4. El síndrome del recomendado existe y está reconocido como un factor de riesgo para que una enfermedad o intervención quirúrgica se complique… no es mas que una consecuencia de aquellos familiares que saltan las políticas institucionales al ser “protegidos” por el… es el hermano, primo o esposo de alguien influyente o aquellos que por presión hacia los directivos dentro de su propia ignorancia a lo que para ellos es normal, obligan a realizar actos que no son necesarios… y por lo tanto más factibles de complicarse…
    FUENTE… lo veo todos los días…

  5. soy medico y trabaje en el sistema cubano por mas de veinte anos, tambien pase por todas las situaciones arriba descritas al punto que llegue a odiar a los enchufados, se me arruinaba el dia (que ya habia empezado arruinado por razones obvias) siempre que me anunciaban un enchufado.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s