¿Rasputin o Maquiavello?

En este post pretendo presentarles un video de una persona muy nombrada en la España de hoy, pero al que pocos conocen y menos aun le han oído hablar. No sabemos qué piensa pues no tiene cuenta en twitter. Es por tanto un desconocido aunque sea su nombre muy conocido. Me refiero a Ivan Redondo, uno de los hombres con más poder en el panorama político actual : en la actualidad gerente de la Moncloa y dicen que es el hombre que le susurra a Pedro Sanchez lo que tiene que hacer.

Lo de Rasputin es una ocurrencia de Inés Arrimadas que hizo recientemente una analogía del carismático hipnotizador siberiano con el propio Redondo. Como es bien sabido el zarevich era hemofílico y sometido por tanto a continuas hemorragias. Fue así que la zarina recurrió a Rasputin aconsejado por una amiga. Rasputin era un tipo adusto, dotado de una mirada penetrante que ejercía de sanador y se sentía a si mismo como una especie de reencarnación de Jesucristo y dotado de habilidades secretas médicas que probablemente adquirió a través de la hipnosis, el mesmerismo y  el cuidado de los caballos a los que trataba precisamente de sus hemorragias con un remedio que posteriormente aplicaría al zar niño. Probablemente bajas dosis (homeopáticas) de arsénico, que era -también probablemente- algo que él tomaba para hacerse resistente a los venenos. Rasputin resultaba difícil de envenenar, un plan que alguien urdió para acabar con su vida: un crimen de estado planeado para separar a la zarina de su maléfica influencia. Al final hubo que matarle con balas.

Lo cierto es que la comparación que hizo Inés Arrimadas con Rasputin -al referirse a Ivan Redondo- es exagerada pero acertada si atendemos a las estrategias que Redondo diseña para que Sanchez siga triunfando con una minoría parlamentaria pírrica. Pero sus consejos tienen sus luces y sus sombras. Más abajo haré un listado sobre ellos, planes que parecen urdidos por el mismo Maquiavello.

Ivan Redondo me parece un personaje muy interesante porque en él se dan cita dos aspectos sobre la profesionalidad de cada cual en lo suyo que me hacen ponerme a temblar con un hemicuerpo cuando advierto que existen personas que aplican sus conocimientos sobre cualquier disciplina de una forma amoral, en el video podrá el lector comprobar que Redondo carece de ideología o al menos no se le nota ninguna pasión cuando habla de ciertos personajes públicos, como si fuera igual uno que otro. Es como si aquello de “por sus obras les conocereís” no fuera con él.  Es como si Redondo dijera, “yo soy fiel con quien me paga y no me planteo nada más”, como esos científicos que hacen experimentos dudosos con genomas de niños o esos cirujanos que operan a quien se lo pide aunque carezcan de patologías que justifiquen las amputaciones tal y como sucede en la apotemnofilia.

Lo que delimita la frontera moral entre unas actuaciones y otras parece que se encuentra en revisión desde la postmodernidad a esta parte, de manera que lo que está en entredicho es la profesionalidad en sí misma. Lo cierto es que Redondo ha trabajado para el PP durante buena parte de su vida (para Albiol y para Monago) y cuando este perdió la presidencia de Extremadura se ofreció en Genova donde fue despachado de forma inhábil por Rajoy y los suyos. Sanchez le rescató y desde entonces comparten camarote y destino.

Redondo fue el artífice de las segundas elecciones. Creyó que la alianza con Podemos sería un desastre para el PSOE y le pidió a Sanchez dramatizar una disputa por los sillones en la creencia de que una segunda vuelta en aquellas elecciones favorecería al PSOE, pues lo cierto es que los votantes castigan a los políticos que no son capaces de llegar a acuerdos entre ellos.La opinión publica es muy ingenua y son muchos los que desean que los políticos lleguen a acuerdos cuando no se alcanzan mayorías, los que asi piensan no saben cómo funcionan por dentro los partidos : sólo atienden a sí mismos. Lo cierto es que se equivocó en esa predicción pero Redondo tenía un plan B.

Estaba claro que en las elecciones de Noviembre el resultado sería más o menos similar que en las de Abril, pero para entonces ya había cambiado de opinión, en esta ocasión la firma del pacto sería inmediata con luz y taquígrafos y abrazo incluido. No importa lo que antes de eso hubiera sucedido “con un gobierno con Podemos yo no podría dormir ni la mitad de españoles tampoco”. Redondo ya sabe que la opinión publica española es muy desmemoriada y no importa en absoluto lo que dijimos ayer. Las hemerotecas solo interesan a los iniciados, al resto de ciudadanos les importan un bledo.

El pacto estaba pactado de antemano y aunque ambos perdieron votos y diputados era posible recomponer esa mayoría PSOE- UP contando con Esquerra para la investidura y los restos de partidillos regionales.

De Abril a Noviembre se podían hacer muchas cosas a base de decretos leyes. El error más sonado fue el desentierro y traslado del cadáver de Francisco Franco. En realidad este tipo de cosas se hacen no tanto para motivar a los seguidores sino para soliviantar a los que discrepan. Pero no pasó nada, nadie se opuso, más allá de declaraciones bienintencionadas sobre el descanso eterno del dictador y algunos tuits sobre la extemporaneidad de la medida. El caso es que si Redondo creía que ese traslado iba a aportarle a Sanchez algún voto se equivocó.

Dos errores fundamentales: ni el traslado de Franco ni la convocatoria de nuevas elecciones dieron el fruto esperado.

¿Y cual es la estrategia de Redondo ahora?

De lo que se trata ahora es que efectivamente el ciudadano perciba que existen dos gobiernos en uno. De un lado el PSOE y de otro UP, blandiendo ferozmente toda su táctica radical en todos los ámbitos. No hay declaración de cualquier ministra de UP que no sea trending topic por su radicalidad y su inconsistencia. Pero del dicho al hecho hay mucho trecho. A Sanchez le interesa que los ciudadanos perciban a sus socias de UP como radicales, extremistas, histéricas o paranoicas. ¿Veís lo que me habéis obligado a hacer? Es lo que pretende hacer llegar a la ciudadanía. Dicho de otro modo: la estrategia de Sanchez-Redondo es aparecer como sensatos mientras los de UP corren con el gasto del enloquecimiento de sus propuestas.

Naturalmente Sanchez les dejará hacer en todos esos ámbitos del feminismo o del “solo si es si” puesto que esas medidas no van a traducirse en nada práctico y se quedará para sí mismo toda la política de Estado que por cierto también está dotada de un cierto “veletismo” que parece recordar a Rivera. Sanchez no sabe a qué carta atenerse por ejemplo con lo de Venezuela tal y como se ha revelado en un mismo día con el recibimiento a Guaidó y la entrevista secreta en un avión con la vicepresidenta de Maduro por parte de Avalos. Tampoco sabe qué hacer con Cataluña salvo ganar tiempo y que el procés se desinfle por sus propias contradicciones.

Este va a ser un gobierno con muchas contradicciones pero UP también tiene su estrategia que no es otra sino debilitar al PSOE con una radicalización que fraccione a la sociedad en dos partes. Y ahí entra Vox que es muy posible que crezca a partir de todo ese ruido si fracasa la estrategia de aislarle políticamente como los malos de la película.

Y esta es la ultima de Redondo: identificar a Vox con el franquismo y la guerra civil a pesar de que los ciudadanos actuales no la vivieron y probablemente no hayan oído -en su mayoría- hablar de ella. Este es su punto más débil y la posibilidad de que los chicos de 18-30 años repartan sus votos entre UP y Vox. Ellas a UP y ellos a Vox pues no cabe duda de que el feminismo vende entre las mujeres (pues las beneficia) y perjudica a los hombres por lo que es de esperar es que en esta dialéctica vayan apareciendo nuevos votantes de Vox.

En definitiva que en un blog sobre hiperrealidad y simulacros no podían faltar estos personajes.

Esta es una entrevista que hizo Pablo Iglesias a Ivan Redondo en “La tuerca”. Recomiendo su visionado para que el lector se haga una idea de la personalidad del susodicho y deje su opinión en los comentarios.

 

Un comentario en “¿Rasputin o Maquiavello?

  1. Ateniéndome a lo que dice Eco – la hiperrealidad es la falsedad autentica, curiosamente muy parecido a lo que expresa Lacan donde lo imposible es lo real, que encuentra en Jean Baudrillar un nexo en común, como la simulación de algo que en realidad nunca ha existido, concluimos que no son mas que recursos disponibles. El engaño y la mentira tienen un sentido adaptativo, denotan inteligencia para proteger lo mas valioso, la vida física y la psicológica. Los niños mas inteligentes son los que mas mienten. !Ahora bien cuando el niño, sus recursos e inteligencia llegan a la madurez, donde en realidad no existe un peligro a la vida física, lo que adquiere una importancia desmesurada es la integridad psicológica ante los embates de la verdadera realidad, donde el lenguaje y la imagen son los arquitectos narrativos que pueden proporcionar malestar o alegría al interpretarla, dependiendo si proporcionan seguridad o todo lo contrario.
    Obviamente con estas premisas de supervivencia la vida psicológica es una guerra sin cuartel, donde todos somos Maquiavelos. Maquiavelos cada cual en su burbuja entorno, donde la conciencia tiene dificultades para diferenciar entre la realidad factual y la narrativa que ha visto la luz como recurso de adaptación. No hay salida tenemos lo que somos, envueltos en nuestra propia complejidad. Va a ir a mas por que la realidad física factual que administran nuestros sentidos ha perdido relevancia, ahora es el lenguaje y la imagen los que marcan las pautas. No vivimos la vida, la pensamos en la medida de que la interpretamos en base a ideas con las que nos identificamos y, de la que obtenemos nuestra identidad como mejor defensa a lo que se oculta detrás, el vacío. Esto me lleva a la conclusión que solo es posible escapar de forma individual no mediante nuevos discursos ideológicos que es mas de lo mismo, si no a través de una Metanoesis del pensamiento al sentir, hay que hacer ayuno del pensamiento no dándole nada que ingerir, como es pasar de los Masa Medias y las e_emotións. A nivel colectivo toda catástrofe en bienvenida, solo el dolor y el sufrimiento inevitables al sentir e ingobernables por el pensamiento pueden propiciar un retorno a una vida mas sencilla, real, natural, factual, física y menos psicológica. Observemos a nuestro Maquiavelo y a nuestra conciencia, les horroriza el vacío y les mueve el miedo. La clave esta en el vacío, que es a la postre nuestra verdadera naturaleza, que no pide ser rechazada si no abrazada, al menos en teoría “risas”.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s