Fibonacci y los astros

fibonacci

Leonardo de Pisa más conocido como Fibonacci fue un matemático que vivió en el siglo XIII y que acuñó lo que desde Kepler conocemos como la serie Fibonacci: una extraña sucesión de numerales árabes que se caracterizan por que cada uno de los  números que componen la serie  se forma sumando los dos anteriores. Así:

0, 1, 1, 2, 3, 5, 8, 13, 21, 34, 55, 89……..

Se trata de una sucesión teñida de misterio y de magia porque cada numero dividido por su precedente da como resultado un mismo número que no es un número cualquiera sino el numero phi, más conocido como proporción aúrea o número divino, otra de esas constantes que presiden las formas con las que la naturaleza gobierna lo vivo y que parecen señalar en la dirección de que las matemáticas -suprema ciencia del simulacro- están muy cerca de la vida. En este blog pueden observarse la de cosas que ese numero phi  que vale 1,6 más o menos puede hacer en la disposición de las espirales de las semillas del girasol entre otras curiosidades.

Pero a mi personalmente la serie Fibonacci me gusta por otra razón: lo que me resulta sugerente es ese salto que desde un número puede hacerse hacia otro guardando una proporción con el anterior, en este caso es una simple suma, pero las iteraciones me resultan sugerentes sobre todo para explicitar algo que sucede en la mente, en la naturaleza y en la vida. Me refiero al concepto de fractalidad, algo que surge necesariamente de lo anterior pero no es lo anterior ni una suma de sus elementos a pesar de su autosemejanza.Cualquier numero de la serie Fibonacci elevado al cuadrado es igual al producto (multiplicación) del anterior con el posterior menos 1.

Todo pareciera señalar en la dirección de que cuando la naturaleza se pone a hacer cuentas echa mano de los números de Fibonacci, lo que indica que la serie es una combinación de propiedades continuas y discretas de la materia, lo que en términos matemáticos significa que la sucesión Fibonacci es una extraña combinación entre las propiedades de la suma y de la multiplicación.

Si miramos cualquiera de esos números de Fibonacci,  por ejemplo el 34, nada nos dirá en si mismo, salvo que es par y divisible por dos. Más allá de eso la cifra en sí carece de significado. Sin embargo al ponerla detrás del 21 y antes del 55, adquiere un significado que viene del lugar que ocupa en una determinada secuencia y no de su valor numeral.

Es asi como funciona nuestra mente, solo que en lugar de números operamos con palabras, es decir con significantes que luego tienen que adquirir significado a través de nuestras operaciones psíquicas. Un cerebro es un órgano que trabaja de un forma conectiva y cooperativa, ningun significante tiene un significado cerrado sino en función del entorno en que se encuentra o de la cualidad de otros significados que arrastre en esa cadena asociativa que es nuestra mente.

Algo parecido me sucede con la astrologia. Personalmente no creo que los planetas tengan ninguna influencia en la vida y el destino de las personas, pero estoy convencido que la astrologia es un sistema de codificación de la realidad que precisamente por apoyarse en significantes colectivos de un indudable valor semántico determinan de alguna forma nuestra forma de ver la realidad. Pues los planetas o las constelaciones -como los números de la serie de Fibonacci-, asi tomados de uno en uno son como polvo no son nada (¡gracias Jose Agustin!), pero puestos en fila india adquieren algún que otro significado.

yo

Por ejemplo, observen ustedes el simbolismo mítico de cada uno de los planetas de nuestro sistema solar:

1.- Sol, Yo íntimo.

2.-Luna, aspectos afectivos, inconsciente y femineidad.

3.-Mercurio, comunicación y logros.

4.-Venus, belleza, sexualidad, arte, seducción.

5.-Marte, autoafirmación del Yo, asertividad.

6.-Jupiter, creatividad, transformación, Yo en acción, liderazgo, conocimiento. Expansión.

7.- Saturno, principio del deber, el tiempo, el padre, la senectud y la enfermedad.

8.-Urano, los cambios bruscos y los virajes d ela vida, lo raro, inusual, desconocido o bizarro.La originalidad.

9.-Neptuno, misticismo, lo dionisiaco, el placer, el éxtasis, la locura, los fenomenos de infraconciencia.

10.- Plutón, muerte y transformación, pero tambien poder y abundancia.

Ahora vamos a aplicar  a cada uno de estos planetas una operación parecida a la que inventó Fibonacci para ver dónde nos lleva:

Sol+Luna=Mercurio

Yo+ afectividad=Comunicación

Efectivamente la comunicación eficaz alude a un Yo teñido de sentimientos para nuestro interlocutor, hay un reconocimiento de lo otro a través de la afectividad. Para que existan logros es necesario que haya un Yo que esté comprometido afectivamente con el otro al que se reconoce como un Tú, alguien ajeno con el que se establece la comunicación eficaz: la alteridad.

Mercurio+Luna=Venus

Comunicación+afectividad=Placer

El principio del placer que impulsa nuestra conducta se articula necesariamente a través de esta comunicación y divide el mundo entre lo placentero (que provoca acercamiento) y lo displacentero que provoca rechazo o aversión, el placer -en todas sus vertientes- que representa Venus es el resultado de la armonización entre las habilidades mercuriales y la afectividad lunar.

Venus+Mercurio=Marte

Placer+Comunicación= Autoafirmación

La autoestima y la asertividad se regulan a través del placer que extraemos de la comunicación con aquellos que nos lo proporcionan y la posibilidad de evitar a aquellos que nos resultan -por el contrario-aversivos.

Marte+Venus=Jupiter

Autoafirmación+placer=Expansión

La capacidad expansiva y creadora de Jupiter procede de la armonización de los principios que rigen los arquetipos de Marte y Venus (que en la mitologia se encontraban desposados con los nombres de Ares y Afrodita), un matrimonio muy eficaz que da lugar al Dios mayor del Olimpo, Zeus o Jupiter.

Jupiter+Marte=Saturno

Expansión+Autoafirmación=Principio del deber

Si Jupiter (Zeus) representa el hijo filicida que resulta exitoso y Marte representa la belicosidad y la dureza del guerrero, Saturno representa la decadencia del padre ya anciano, aquel que inventa e impone a los humanos el tiempo y que nos recuerda a través de la enfermedad la vulnerabilidad de lo viviente. Un principio del deber que solo puede ser asumido de forma completa a través de las ganancias de los arquetipos de Jupiter y  Marte.

Saturno+Jupiter=Urano

Principio del deber+Expansión=Originalidad

Un salto más en la creatividad expansiva de Jupiter, Urano no es solo un creador sino un artista, alguien que ha bajado al infierno y he vuelto a la superficie con un presente para los humanos. Prometeo es el arquetipo de Urano, aquel que robó el fuego de los dioses para entregarlo a los hombres.

Urano+Saturno=Neptuno

Originalidad+Prinicpio del deber=Fusión mistica

Un salto más y ya nos adentramos en el territorio de lo trascendente, de la fusión con el todo, con lo numénico, lo insondable y lo inefable. Nos adentramos en el teatro de lo imposible, aquello que se situa mas allá de la prohibición.

Neptuno+Saturno=Plutón

Fusión mistica+Principio del deber=Poder interior

Se trata del poder que se adquiere cuando ya se han abandonado los instrumentos terrenales de poder, una renuncia que convierte a nuestro héroe en realmente poderoso, el poder de curar y de convocar los milagros, las sincronicidades y lo extraordinario.

Pero en la siguiente vuelta de tuerca sucede lo inesperado:

Plutón+Neptuno=Sol

Poder interno+Fusión mistica=Yo

¿Pero de que Yo se trata? ¿es el mismo Yo que comenzó la serie?

Hemos vuelto al origen, pero no es el mismo lugar de partida, hay una topologia bien distinta, estamos en otra vuelta de la espiral pues el que muere lo hace para el pasado, sólo podemos morir para el pasado. Una muerte que se aprovecha para renacer, aquel que no muere para su pasado se autodestruirá o morirá en el futuro, es por eso que sólo aquel que es capaz de morir para sí mismo alcanzará de hecho la inmortalidad.

Como la serie de Fibonacci que la podemos perseguir hasta el infinito.

10 comentarios en “Fibonacci y los astros

  1. Si todo el post me ha dejado sin habla, el último párrafo me ha estremecido.
    Todo esto sólo podía salir de un hombre renacido.
    Un aplauso conmovido, maestro. Por la inspiración y por todo, por todo…

  2. Conozco un poco de astrología, pero sólo hasta ahora se ha aclarado mi mente con respecto al significado del retorno y la evolución. Y resultó que volver al principio no era hacer un circulo sino una espiral. Jamás se me hubiese ocurrido. simplemente, genial!!!

  3. El eterno retorno, la divina espiral..
    “Morir para sí mismo” sería lo que constituiría la liberación total del karma en los budistas?

  4. Los budistas no admitirian nunca esa metáfora, pero yo personalmente creo que eso de las vidas sucesivas es en si misma una metáfora de la eterna repetición y de los cambios de nivel que e suna forma de evitar el retorno de lo idéntico. Sólo hay que contemplar la vida propia para darse cuenta de la cantidad de vidas que caben en una sola.

  5. En una escalera lineal acaso fueran peldaños imprescindibles. En el viaje mítico del héroe, fases necesarias y con sentido En la metáfora de la cebolla, capas. Todo sea por llegar a ese centro que siempre parece lejano pues posiblemente ahí esté lo buscado, no tan lejos como las estrellas: el sentido.

  6. Qué buenos posts y comentarios. Confieso que nada sabía sobre Fibonacci. Tengo la impresión de estar entrando en una dimensión diferente. Gracias.

  7. ¡Ah! y otra de las maravillas de este número: 1.618; resultante de la serie de Fibonacci y que es también llamado número de oro, es que se encontraron que las porporciones que guarda el cuerpo humano y otras especies coincide con ese número. Leornardo Da Vinci lo estudio y lo paso a las siguientes generaciones.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s